Reclamamos una estación y unos accesos a la misma accesibles y seguros

“Desde hace años hemos venido denunciando el lamentable estado tanto de la estación de RENFE, como de los accesos que permiten entrar y salir de ella, que sí son competencia del Ayuntamiento.”  

“En el reciente Pleno Municipal del mes de enero se ha aprobado por unanimidad una moción de Izquierda Unida para eliminar  a corto plazo las barreras arquitectónicas y adecuar los edificios e instalaciones a la normativa vigente.  La estación de RENFE y sus accesos son un punto estratégico que necesitan urgentemente esa adecuación; lo exige la ley y lo están reclamando insistentemente muchos vecinos/as de Majadahonda que  se ven impedidos de utilizar el tren porque ni la estación ni sus accesos son accesibles y seguros.” (Juancho Santana, portavoz de IU en el Ayuntamiento de Majadahonda).

Majadahonda es una ciudad dormitorio que en este momento tiene  una población de 72.940 habitantes.   Sus  principales medios de transporte colectivos  son los autobuses interurbanos y el ferrocarril cuya estación está situada a poco más de un kilómetro del centro de la ciudad.  La Estación tiene un aparcamiento con capacidad para 200 coches y todos los días miles de personas toman el tren para desplazarse sobre todo a Madrid  y a los pueblos cercanos.

Según el Real Decreto Legislativo 1/2013, de 29 de noviembre, todos los bienes, servicios y espacios de uso público deben ser accesibles a todas las personas discapacitadas a partir del 4 de diciembre de 2017, decreto que la estación de Renfe incumple escandalosamente. Las rampas tienen un grado de inclinación superior al que marca la ley; las escaleras mecánicas no funcionan desde hace años; los  ascensores son tan reducidos que no permiten ninguna maniobra a alguien que vaya con una silla de ruedas o con un coche de bebé, y  los aseos tienen un letrero  desde hace muchos meses que dice textualmente: “No funcionan por falta de servicio”. Y como remate, suciedad y sensación de abandono por todas partes.

Si el estado de la estación de RENFE es lamentable, no lo son menos los accesos que la rodean, cuyo mantenimiento es competencia del gobierno municipal de Majadahonda. En ellos nos encontramos aceras con baldosas levantadas que son un peligro para los viandantes, bordillos a ambos lados de un paso de peatones que cierran el paso a las personas con diversidad funcional que vayan en sillas de ruedas, todo esto sumado a la ausencia de aceras en algunos tramos que obligan a las y los transeúntes a caminar por la calzada con el peligro que ello conlleva para su seguridad.

 

Entradas relacionadas

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar etiquetas HTML y atributos

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

IU Majadahonda 2016 Contenidos publicados bajo licencia Creative Commons

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies